Agencia Balear del Agua y la Calidad Ambiental

La nueva estación de bombeo de Es Llombards permitirá, a finales de año, la conexión del núcleo al sistema general de saneamiento

\ La Agencia Balear del agua ha invertido más de 700.000 euros en las instalaciones

El conseller de Medi Ambient i Territori, Miquel Mir, el gerente de la Agencia Balear del Agua, Guillemos Rosselló, y la alcaldesa de Santanyí, Maria Pons, han visitado, este martes, las obras de la nueva Estación de Bombeo de Aguas Residuales (EBAR) del núcleo de Es Llombards.

Esta infraestructura permitirá la conexión del núcleo al sistema general de saneamiento del municipio a través de la red de alcantarillado. La nueva EBAR dará servicio a una población máxima estimada de unos 735 habitantes y ha sido adjudicada por un importe de 721.790,71 € (con el IVA incluido). Está previsto que las instalaciones puedan empezar a operar a finales de año.

El conseller ha destacado que «gracias a esta actuación, las aguas residuales del núcleo de Es Llombards se conectarán definitivamente a la depuradora con todos los beneficios medioambientales que esto supone». Mir se ha mostrado satisfecho por haber «dado cumplimiento a una reivindicación histórica del municipio» y ha destacado «la colaboración entre instituciones se demuestra, una vez más, como la clave para ir logrando mejoras en la gestión integral del ciclo de la agua».

Finalmente, el conseller ha destacado que esta actuación «asegurará durante los próximos años unas condiciones de servicio óptimas para la evacuación del caudal de aguas residuales, tanto en temporada baja como en temporada alta, del núcleo de Es Llombards».

La nueva EBAR se sitúa en unos terrenos de 98 m2 cedidos por el consistorio, en cumplimiento del convenio de colaboración firmado con la Agencia en agosto de 2018. Además de la EBAR, el presupuesto de las actuaciones incluyen la construcción de un pozo de bombeo de 12 m2 de superficie y 4,5 m de altura libre así como la ejecución de 3.370 m de colector de impulsión.

El gerente de la Agencia Balear del Agua ha destacado, por su parte, que «las obras avanzan según el plazo previsto de ejecución» y ha explicado que se han dimensionado las instalaciones para un caudal diario de 147 m3/día y un caudal punta de 25 m3/h.

Rosselló ha añadido que para la ejecución de las actuaciones definidas se adoptarán las medidas necesarias para minimizar el impacto de la interrupción del servicio como, por ejemplo, efectuar las conexiones en los momentos de mínimo caudal del sistema (temporada baja y horario nocturno).